La instrucción de Dios mejor que el oro

Recibid mi instrucción y no la plata, y conocimiento antes que el oro escogido; porque mejor es la sabiduría que las joyas, y todas las cosas deseables no pueden compararse con ella.
Proverbios 8:10-11 (LBLA)

Cambiador del Mundo: Solamente un cristiano nacido de nuevo que tenga en su corazón la vida resucitada de Cristo, puede caminar en esta fe y declarar que es mejor recibir la instrucción de Dios para su vida que la plata. Así también el conocimiento del Altísimo es mejor que buscar oro escogido. Porque es una bendición caminar en la sabiduría de Dios que llenarnos de joyas preciosas y aun de todas las cosas deseables de este mundo, que no tienen comparación con el regalo de Dios que es nuestra salvación y la vida eterna. Decirlo y escribirlo puede parecer muy sencillo, pero despertar cada día y vivirlo, eso requerirá tener una íntima relación con nuestro Señor Jesucristo, sabiendo que todo lo que El promete a través de Su Palabra, la Santa Biblia, Él la cumplirá en Su tiempo y no en el de nosotros. Por supuesto que el mundo no descansará y seguirá tentándonos para que hagamos a un lado a Dios y Sus promesas y nos afanemos en las riquezas temporales que se nos ofrecen día a día, pero que ninguna de ellas tiene el mismo valor que las que ofrece Dios. Aun tener un ministerio por más humilde que sea, será de mucha mayor gloria que toda la riqueza que el mundo nos pueda ofrecer, porque servir a Dios y humillarnos delante de Su trono, tendrá gran recompensa en la eternidad. Busquemos primeramente el Reino de Dios y Su justicia, deleitémonos en Su Palabra, oremos y clamemos a Su Nombre, y pidámosle que Cristo en nosotros, sea nuestra única esperanza de gloria y nuestra victoria que nos ha dado la gracia para hacer discípulos por todas las naciones, y de esta manera cambiar el mundo para que muchas almas sean salvas y gocen de vida eterna. (Mateo 6:33, Colosenses 1:26-27, 1 Corintios 15:10, 57, Mateo 28:19-20). Aleluya.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *