No hay mañana sin Cristo

Oíd ahora, los que decís: Hoy o mañana iremos a tal o cual ciudad y pasaremos allá un año, haremos negocio y tendremos ganancia. Sin embargo, no sabéis cómo será vuestra vida mañana. Solo sois un vapor que aparece por un poco de tiempo y luego se desvanece. Más bien, debierais decir: Si el Señor quiere, viviremos y haremos esto o aquello.
Santiago 4:13-15 (LBLA)

Cambiador del Mundo: Cuando una persona nace de nuevo como cristiano, y empieza a leer la Biblia, muchas cosas se revelan a su corazón que antes ni siquiera imaginaba, y una de ellas es precisamente la fragilidad de nuestra vida, porque los que estamos en Cristo, sabemos que nuestro día es hoy para arreglar cuentas con Dios primeramente, para arreglar cuentas con nuestro prójimo, y para enderezar las sendas por las que hemos transitado y podamos entrar a los caminos de santidad que Dios prometió a los que le aman (Isaías 35:1-8). El cristianismo no lo debemos confundir con una religión, porque no lo es, sino que debemos considerarlo el tener una simple y sincera devoción y relación con Dios y por supuesto con Jesús (Lucas 9:23-26). Sin la Biblia en nuestra vida simplemente nunca podremos caminar en el propósito eterno para el que fuimos creados y tampoco podremos gozar de frutos apacibles de justicia, si no estamos rendidos a la voluntad de nuestro Creador. *Todos los que hoy caminamos con Cristo negándonos a nosotros mismos, estamos disfrutando primeramente del amor eterno de Dios, estamos también disfrutando de vivir en Sus brazos recostados en Sus promesas y descansando en Su santidad y por eso la gente que nos conoce puede ver a Cristo en nuestra vida y declarar que somos diferentes a la gran mayoría de personas que conocen, porque esa diferencia es Cristo en nosotros. Abre hoy tu corazón a Dios y no retardes ni un día más venir a Jesús (Romanos 10:8-13). Cristo en nosotros nuestra esperanza de gloria y nuestra victoria que cambia el mundo (Colosenses 1:26-27, 1 Corintios 15:10,57). Aleluya.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *